Podría decir que la causa es tener que quedarse en casa, sin ir a trabajar ni nada...

Podría decir que siempre me ha gustado más la noche que el día...

Podría decir que es mi típico insomnio...

Podría...




...pero lo único que deseo es un cappuccino triple
y, antes de eso, no soy capaz de decir nada.

32 comentarios:

  1. 😂😂😂 Podrías... Podrías...
    🤨🙄🤪

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. 🤣... te juro Mento, que a veces me parece estar en la escena de alguna película un poco loca... todos hablan a mi alrededor y yo miro sin entender nada... 🤪

      Besotes y súper abrazo Rubia!

      Borrar
  2. Podría haber muchas razones, pero la principal es el cambio de hábitos. Descentra a cualquiera...
    Besos.

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Espero entonces, volver cuanto antes a mi “normalidad”, Elvis... al menos en lo que respecta a horarios.

      Besos!

      Borrar
  3. Querida Alma,
    muchísimas gracias por esta tu bienvenida que yo aprovecho para desearte un muy buen día.

    Tómate ese cappuccino triple, ..., que de seguro podrás decir muchísimas cosas.

    Saludos.

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Ya quisiera yo, Rosa, tomarme ese cappuccino pero por ahora sólo puedo esperar...

      Un beso!

      Borrar
  4. Se podrían decir tantas cosas...

    ResponderBorrar
  5. Me has hecho sonreír porque estoy en una situación similar.
    La pereza empieza a sacar sus orejas tras mi sombra.

    ResponderBorrar
  6. ¡Uhhh!

    El café me sienta horrible.

    Soy animal nocturno pero ahora he cambiado mi ciclo por el momento.

    Besos

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Yo lo he “casi” dejado, Erik... pero por las mañanas, nada dibuja una sonrisa mejor!!!

      Besos!!!

      Borrar
  7. Pues ya sabes, a tomarte el cappuccino triple y luego a decir todo lo que te salga.

    Poner las cosas en orden no evita que acaben ocurriendo.

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Ya Guille... aunque tampoco deseo realmente evitarlas... 😏

      Borrar
  8. Entiendo eso de desear un capuccino.
    Besos, paisana.

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Uffff... y no sabés cuánto, Demi!!!

      Besotes paisano!

      Borrar
  9. Si se puede hay que darse el gusto, sea en la hora que sea, peor es quedarse con las ganas.

    Besos dulces Alma.

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Me gustó eso de “sea a la hora que sea”, Dulce... y estoy más que de acuerdo!

      Besos grandes como el mar.

      Borrar
  10. Podría... pero, no hay nada como un café en vena para que todo o, casi todo sea.

    Mil besitos con cariño, Alma y feliz jueves ♥

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Jajajajajaja Auro... casi tan drástica como yo has resultado!!!

      Besotes infinitos preciosa 😘😘😘

      Borrar
  11. Espero que ya a estas horas al menos te hayas tomado un par!
    Buenas tardes mi bella!

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. ”Ma che va!!! ...de cappuccino, nada Ale y quién sabe cuándo!!!

      Smu@ckssssssssssssssss!

      Borrar
  12. yo cuando como fuera, siempre pido como postre café bombón. no hace falta echarle azúcar, porque la leche condensada ya lo lleva. ^_^
    hace unos meses, en la peluquería me ofrecieron un café y dije que sí. no sé qué llevaba, pero estuve toda la mañana hiperactivo, poco habitual en mí, que suelo ser un tío calmado. :D
    besos!

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Pues Chema, aunque los italianos me odien, yo amo sus cappuccino pero con el café no puedo... es petróleo puro, me mata... y prefiero esa ”agua sucia” del vasito verde...

      Besos!!!

      Borrar
  13. Si no puedes decirlo es porque antes lo has pensado o tal vez sentido, de modo que es factible y, por lo tanto, hazlo.

    Abrazo Alma en la nocturnidad.

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Me gusta tu franca seguridad, Carlos... procederé!

      Un beso.

      Borrar
  14. Pues cómo serás capaz de decir cuando hayas tomado el cappuccino, porque ya has dicho mucho, jajaja.

    Me gustan los textos bellos hablando de lo simple, del instante... cotidiano.

    Besitos

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Creo Alís, que me quedaré lo mar de tranquila... y muy muy callidita... jajajajajaja!

      Besotes 😘😘😘

      Borrar
  15. Pues yo también podría decir...
    que ya estoy aquí.
    jajajaa
    ya llegué!
    Voy a hacer pruebas... ❤

    PD. No más café hoy, por favor... que ya tengo nervios suficientes.

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Vos siempre "estás", Laura, que ya te lo dije... jajajajaja!
      Café sólo por las mañanas, luego té e infusos... ¿ok?

      Besotesssssssssssss... y ojo con esas pruebas... jajajajajaja!

      Borrar
  16. Y yo qué no me acuerdo del café... eso sí, a veces no deseo escuchar a los demás, ni siquiera oírlos... y es que preciso silencio aunque suene raro en estos momentos. Pero si hacen unas hierbas, igual me apunto. y nos quedamos mirando y sonriendo... aunque sea sin decir palabra que no es lo mismo que no decirse nada.
    Un beso enorme, Almi :-) y una sonrisa.

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Pues a mí no me resulta para nada raro, Mağ... o será que pa' escuchar algunas cosas, mejor el silencio (que de todos modos siempre he creído una excelente opción...)

      Tú eres una de esas personas con las cuales compartir todo, hasta los instantes de silencio, porque sabes el profundo significado de los mismos.

      Besisssssssssssssss hermosa!

      Borrar

Tus huellas también las siento...